Antropología filosófica. Disertaciones 05.

5. SOMATIZAR.

 TAGS:undefined

¿A lo largo de mi vida he somatizado alguna emoción o aspecto psicológico trascendental?

Una interesantísima pregunta que vale la pena analizar y responder.  He de ser sincero en que nunca me había preguntado esto.

Pero, ¿a qué se refiere el concepto de somatización? Así se le llama psicológicamente al trastorno llamado antiguamente “histeria crónica o síndrome de Briquet”, el cual especifica las manifestaciones que exteriorizan quienes padecen o han padecido esta aflicción, y que consisten en quejarse crónica y persistentemente de síntomas físicos (somáticos) que no presentan o evidencian un origen físico probable ni explicable; por tal motivo, una razón etiológica común, según afirman los psiquiatras y psicólogos, es que algunos conflictos psicológicos son expresados en signos físicos, somáticos o corporales. Esto último, por consecuencia lleva al paciente a consultar a diversos médicos intentando obtener un tratamiento para su supuesto mal o enfermedad. El DSM-IV lo tipifica como trastorno somatoforme, y establece cinco criterios para la sintomatología: 1. Historia de síntomas somáticos antes de los 30 años. 2. Dolor en al menos cuatro partes del cuerpo. 3. Dos problemas gastrointestinales que no sean dolor, v.gr.: diarrea o vómito. 4. Síntoma sexual, tal como falta de interés o disfunción eréctil. 5. Síntomas psiconeurológicos, similares a los del trastorno de conversión tales como desmayo, ceguera, afonía, parálisis parcial o total.

 TAGS:undefined

 TAGS:undefined

Y bien, una vez sabido a qué se refiere la somatización, en mi caso -y hasta donde mi memoria no esté somatizada- no recuerdo nunca haber tenido ningún síntoma por el cual el médico no me haya dicho: “Es por esto, y tómese esto”. Todo ha quedado y se puede resumir en algunas gripes, laringitis, infecciones estomacales o intestinales; y finalmente colitis, que dizque porque soy muy aprensivo, “preocupón” y susceptible, y tengo colon irritable: hecho que  se resuelve con un buen omeprazol, y trimebutina, en las ocasiones en que abuso del café, del refresco de cola o del picante; o claro, porque me preocupo mucho si alguno de los nietos se enferma, o la cónyuge se fracturó una “pata”, o no me alcanzó el dinero para pagar las cuentas. Fuera de esto, prácticamente he sido un individuo muy sano, nunca he sido hospitalizado, no sé lo que es una fractura, no me han extirpado nada, ni siquiera las amígdalas.

 TAGS:undefined

He deseado quedarme mudo, porque soy muy parlanchín, y ni siquiera eso. Mis culpas y emociones siempre las he canalizado a través de la música, cuando me siento frente al teclado y compongo alguna melodía. Cuando era católico, iba y me confesaba con el cura. Mas, cuando tuve la oportunidad de tener mi primer contacto con el psicoanálisis, fue como ver la luz y comprender mucho de lo que me preguntaba; porque mi subconsciente, mi inconsciente o como quieran llamarlo, se conectaba con el Ego y por fin yo alcanzaba un nivel de conciencia.

 TAGS:undefined

Es decir, me di cuenta de muchos de mis traumas, complejos y frustraciones. Quedé en paz con los que pude; con los que no, ahí sigo cada día ayudándolos a emerger, a salir a la superficie. Del mismo modo, hacer de mi Súper ego algo flexible y menos apegado a creencias rígidas, más estructurado en una ética y menos en una moral. De este modo, al no ser católico, ni cristiano, no hubo necesidad de confesar ya nada, ni pedir perdón, ni temer un infierno, o pedir una penitencia para quedar en paz espiritual. El examen de conciencia es ya de índole ético y no religioso; mi deber es  conmigo mismo y con el prójimo; el proverbio antiguo de “No hagas a otros lo que no quieras para ti” cobró una dimensión inconmensurable. Ahora sabía que debía hacer lo correcto y justo porque era lo que la sabiduría ancestral dictaba, no por temor a un infierno o aspirar al agrado y aceptación divinos, ni por la felicidad en un paraíso imponderable…

 TAGS:undefined

No lo sé, quizá nunca lo sepa. Tal vez no había nada qué somatizar. A lo mejor, parafraseando Gibrán Jalil Gibrán, “me salvé de ser comprendido”, y perdonado, cuando dejé el cristianismo y comprendí y acepté mi cuerpo -esa entidad incomprendida y discriminada por San Pablo y la doctrina cristiana.

 TAGS:undefined

Y seguí la doctrina taoísta que dice: “El cuerpo tiene sus razones: Debemos reconocer primero sus necesidades; la satisfacción llegará luego.”

 TAGS:undefined

“No es más importante el espíritu que el cuerpo, ambos son uno; cuando el alma da vida a un cuerpo, pasan a ser uno.

 TAGS:undefined

Cuando el cuerpo muere, el alma espiritual se lleva las experiencias que tuvo con el cuerpo, mismas que le ayudan a crecer.” “Ningún ser humano es malo o bueno, sino presa de sus deseos egoístas y el apego a las cosas materiales”. “Aquel que es uno con la naturaleza sabe cómo vivir”. “La paz y la felicidad no está en el mundo, sino en el hombre que sigue el camino.” (Chuang-Tzu, 300 a.C).

 TAGS:undefined

Sí, creo que al final encontré el camino (Tao). Y no ha habido necesidad de que el cuerpo pague por lo que no es responsable, ni antes ni ahora…

 TAGS:undefined

Acerca de Técnica actoral y psicología
Director teatral y maestro de técnicas actorales. Estudiante de psicología. Amante del arte dramático, la música y el ajedrez.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: